Inicio >Ford > Fiesta > Pruebas y analisis > Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, prueba a fondo
estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas

Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, prueba a fondo

Por Gregorio Arroyo

Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, foto delantera

Han pasado más de 40 años desde que la primera generación del Ford Fiesta viera la luz, pero está claro que mantiene ese espíritu joven que le ha convertido en una de las referencias de su segmento a lo largo de todo este tiempo. En 1981 daba clases y aprobé el carnet de conducir con el 'primer' Fiesta, para mí el mejor coche del mundo de entoces. Mucho han cambiado las cosas desde entonces, como es lógico, hasta llegar al modelo actual, situado a años luz de su debut. Y tengo que decir que la variante probada, la más potente hasta que llegue el futuro Fiesta ST en primavera de 2018, nos ha dejado más que un simple buen sabor de boca.

 
De entrada nos gusta su amplía gama. Cada vez es menos habitual en este tipo de vehículos que se ofrezca una segunda carrocería con tres puertas. El nuevo Ford Fiesta lo hace y resulta vital si queremos incrementar su carácter deportivo, como es el caso de nuestro acabado ST Line, que no sólo varía el equipamiento, también la estética, más agresiva y dinámica, y el chasis, como veremos más adelante con mayor profundidad.
 
Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, foto trasera
 
El salto cualitativo dado por el nuevo Ford Fiesta ha sido enorme respecto al modelo al que sustituye en aspectos como la calidad o la tecnología. Incluso tiene entidad suficiente como para no tener que heredar elementos sofisticados de sus hermanos mayores. Así, nuestro protagonista es el primer Ford que incorpora una frenada autónoma en ciudad que detecta ahora peatones, un sistema de aparcamiento asistido que aplica el freno para evitar pequeños golpes o un equipo de sonido de alta fidelidad que firma Bang & Olufsen.
 
Hemos probado el nuevo Ford Fiesta 1.0 EcoBoost en su variante con 140 caballos de potencia, acabado ST Line y carrocería tres puertas. Este modelo ha crecido hasta los 4,07 metros de longitud, algo más de siete centímetros respecto al modelo anterior y 2,5 más que el resto de las versiones debido al mayor músculo que acarrea el mencionado acabado ST Line a nivel de los paragolpes. También crece algo más de un centímetro en anchura, aumenta el ancho de vías e incrementa la rigidez torsional del conjunto.
 
Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, foto lateral
 
La versión más deportiva actualmente de la gama se desmarca con una parrilla delantera tipo panal, llantas específicas con acabado Rock Metallic o un spoiler trasero. Además rebaja la altura del conjunto un centímetro debido a que monta unos amortiguadores y unos muelles más firmes en su tarado. Aprovecha la misma plataforma que antes, con un eje McPherson delante y un renovado eje torsional detrás.
 
Asimismo el interior acarrea personalidad propia. Si el acabado Trend es la variante de acceso, el Titanium apuesta por la elegancia y el Vignale por la exclusividad, el ST Line se decanta por un perfil más deportivo. Y es evidente en sus exclusivos asientos, el volante forrado en cuero, el embellecedor de aluminio de la palanca del cambio, los pedales en acero inoxidable o los estribos de las puertas con el logo correspondiente.
 
Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, foto asientos delanteros
 
A pesar del notable incremento en su tamaño exterior, no hay una relación directamente proporcional en cuanto a habitabilidad se refiere en el interior, aunque sí que se mejora ligeramente el espacio para las piernas en las plazas traseras. Mucho mejor pintan las cosas en cuanto a la terminación, calidad y puesta en escena. Se ha mejorado la visibilidad y la ergonomía.
 
Los múltiples mandos de antaño se han eliminado en favor de una pantalla táctil que en nuestro caso es de 8 pulgadas (opcional) y goza de una gran resolución. Curiosamente es ahora el volante multifunción el que 'acoge' ahora hasta 14 mandos. Hay algunos lacados rematados en negro que resultan muy aparentes, pero en ocasiones provocan reflejos con el sol que molestan.
 
Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, foto interior
 
El acceso a las plazas posteriores, pese a la buena 'voluntad' de las butacas delanteras para abatirse y deslizarse hacia delante, es incómodo, y acomodar tres adultos en esa zona es un acto de fe más allá de un corto desplazamiento. Por cierto, llama la atención que no hay un solo asidero en el techo. Por su parte, el maletero cubica 292 litros y el piso se puede situar en dos alturas. Ofrece una superficie de 58,5 metros de fondo y 97,5 de ancho y debajo encontramos un kit reparapinchazos. Si queremos una rueda de repuesto de 14 pulgadas tendremos que pagar 100 euros en la carta de opciones, pero en este caso tendremos que renunciar al sistema de sonido B&O Play, ya que en esa zona se instala uno de sus altavoces.
 
 
Bajo el capó el propulsor tricilíndrico 1.0 EcoBoost de gasolina sigue cosechando elogios. Cuenta con inyección directa, turbo e intercooler, está disponible con tres niveles de potencia, 100, 125 y 140 CV, y presume de una elasticidad y un rendimiento sobresalientes. No es fácil con tan escasa cilindrada ofrecer tanto potencial, como los 140 CV de nuestra unidad. Asociado a una caja de cambios manual de seis relaciones, el abanico de actuación es tremendamente amplio y aunque no puede ocultar su naturaleza 'impar' en los cilindros, hay que decir que la sonoridad es diferente, pero no resulta molesta y los decibelios tampoco se ‘disparan’.
 
Su respuesta a bajo régimen es suficiente para resultar agradable en conducción urbana o tranquila, ya que desde apenas 1.500 rpm comienza a trabajar con ganas. Pero no nos engañemos; donde se encuentra a gusto de verdad es en la zona alta del tacómetro, entre 4.000 y 6.000 vueltas, margen que da mucho juego a la hora pasar un buen rato. Podemos estirar algo más, pero no merece la pena y a 6.700 rpm llega el corte.
 
Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, foto delantera
 
Si a todo esto unimos el hecho de que presente una relación del cambio más cerrada que el resto de versiones, es más fácil entender que sus prestaciones sean brillantes, alcanzando los 202 km/h de velocidad máxima o acelerando de 0 a 100 km/h en 9,0 segundos.Y para que no haya sorpresas se ha mejorado el ya de por sí excelente chasis del que siempre hace gala el Fiesta. Por eso el manejo de la dirección y del cambio son precisos, las distancias de frenado notables (51 metros en una frenada de emergencia desde 120 km/h) y la dinámica es de primera división por su agilidad, más ahora que incorpora un eficaz control vectorial de par que optimiza la motricidad a la salida de las curvas. El consumo medio registrado durante la prueba ha sido de 6,2 litros cada 100 kilómetros (homologa 4,5 litros), gracias a soluciones como un sistema de parada y arranque del motor o a una nueva función ECO que 'capa' en parte el rendimiento y la respuesta del motor.
 
Como los milagros no existen, su excelente agilidad y dinámica pasan algo de factura en cuanto a confort se refiere. Los tarados más firmes de la suspensión y los neumáticos 205/45 R17 que porta de serie no ayudan en este aspecto, sobre todo en carreteras con asfalto irregular o en mal estado.
 
Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, foto pantalla táctil
 
Otro gran bastión a destacar del nuevo Ford Fiesta es el tecnológico, aunque buena parte de esos novedosos elementos hay que pagarlos aparte en opción. No es el caso de la alerta por cambio involuntario de carril, el sistema multimedia SYNC 3, que abre un mundo de posibilidades multimedia mediante órdenes por voz, o el asistente MyKey, que permite limitar algunas funciones del vehículo relacionadas con la seguridad si, por ejemplo, dejamos el vehículo a un hijo con escasa experiencia al volante.
 
Sin embargo, sí que habrá que pasar por caja para disfrutar de un asistente de ángulo muerto, una alerta de tráfico cruzado en la zaga, un sistema de reconocimiento de señales de tráfico, un control inteligente de luces de carretera o un limitador de velocidad ajustable.
 
Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 140 CV 2017, foto equipo de sonido B&O
 
En definitiva, un vehículo de aspecto y maneras deportivas, que porta un motor elástico como un chicle, hace gala de un tacto general muy agradable y presenta una dinámica sobresaliente, aunque cede puntos ‘gustosamente’ a nivel de confort debido a una suspensión más firme que en el resto de los acabados. Su precio es de 19.145 euros y estará disponible a finales de septiembre, aunque nosotros ya hemos tenido ocasión de probarlo a fondo.
25994
Tasamos y compramos tu coche
Te compramos tu coche

 ¿No sabes de que año es tu coche?
 ▸ Calcúlalo a partir de la matrícula

Esta web no se hace responsable de los comentarios escritos por los usuarios. El usuario es responsable y titular de las opiniones vertidas. Si encuentra algún contenido erróneo u ofensivo, por favor, comuníquenoslo mediante el formulario de contacto para que podamos subsanarlo.

0 comentarios

¿No es el coche que estabas buscando?
→ Encuentra la prueba que buscas pinchando aquí ←

Encuentra la prueba que buscas

Encuentra todas las pruebas que hemos publicado seleccionando marca y modelo.

Salón del automóvil de Frankfurt 2017

Quizás también te interese

Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!
Ver coches de segunda mano

Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros . Al continuar con la navegación acepta nuestra política de cookies. Aceptar