Inicio > Jeep > Compass > Pruebas y analisis > Prueba Jeep Compass 1.5 e-Hybrid DDCT
estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas

Prueba Jeep Compass 1.5 e-Hybrid DDCT

Por John Rivas

Jeep Compass e-Hybrid 2022, foto delantera

El Jeep Compass sigue sumando candidatos electrificados a su amplia gama. Nuestro protagonista no es tan sofisticado como la versión 4xe híbrida enchufable, pero es más accesible en precio y no depende de un enchufe exterior. Su sistema híbrido de 48V es en realidad un full hybrid, digamos que de baja intensidad, como veremos más adelante, pero ahorra y consigue la etiqueta medioambiental ECO, que es lo importante.

Este modelo parte ya con las mejoras introducidas hace meses y que incrementaron su atractivo. Nuestra unidad sí que estrena la serie especial Upland, que remata el interior con tejidos reciclados desde residuos recuperados del mar. Asimismo usa pinturas ecológicas, como este llamativo Matter Azur creado por la marca y que viste a nuestra unidad.
 

Medidas del Jeep Compass 1.5 e-Hybrid 2022

Su atractiva silueta se va hasta los 4,40 metros de longitud. Sí, se ubica en el segmento C-SUV, en la zona baja en cuanto a tamaño. El ancho firma 1,82 metros y la altura 1,63, firmando una distancia entre ejes de 2,64 metros. La presentación del interior es atractiva. El cuadro de mandos de 10,25 pulgadas es totalmente digital y ofrece diversas configuraciones para mostrar la información. Resulta muy completo en este sentido.
 
Jeep Compass e-Hybrid 2022, foto lateral
 
El volante es multifunción y completamente redondo, algo que cada día cuesta más encontrar. No hay levas y las palancas, como la de la intermitencia, quedan algo alejadas del aro del volante. La terminación es muy correcta, la pantalla táctil de 10,1 pulgadas es muy completa y resulta bastante intuitiva en su manejo. Está colocada en una posición elevada, es flotante, y no incluye los mandos de la climatización. Estos van aparte, en la parte baja del salpicadero. También se agradece. El interior hace gala de numerosos huecos para dejar todo tipo de objetos.
 

Interior y maletero del Jeep Compass e-Hybrid

Al volante vamos sentados algo más elevados que en una berlina. Eso beneficia la visibilidad del entorno. También la entrada y salida del habitáculo. En general es un vehículo cómodo y ergonómicamente correcto. Delante nada que reprochar. Detrás ofrece un considerable espacio para las piernas. Quizás sea su cota más destacada, ya que la anchura y altura en las plazas traseras es más ‘normal’.
 
Jeep Compass e-Hybrid 2022, foto salpicadero
 
Detrás hay salidas de aire, pero no contempla una tercera zona de climatización. El túnel de transmisión no resulta demasiado voluminoso, aspecto que beneficia el acomodo del pasajero central, y la banqueta es fija. Por eso no se juega con la capacidad del maletero, que arroja 424 litros. Son 14 menos que las variantes térmicas debido a la ubicación de la batería del sistema de 48V. El portón es eléctrico en opción.
 

Sistema híbrido del Jeep Compass e-Hybrid

Analizamos la mecánica del nuevo Jeep Compass 1.5 e-Hybrid DDCT. Bajo el capó el actor principal es un bloque de gasolina de 1.5 litros, cuatro cilindros y turboalimentado que eroga 130 CV. A su vera encontramos un generador eléctrico que añade otros 20 CV y se integra en el interior de la transmisión automática DDCT de 7 velocidades con doble embrague. La potencia total del sistema se queda en los mencionados 130 CV y se dirigen exclusivamente a las ruedas delanteras. La única opción con tracción total recae sobre la versión PHEV 4xe.
 
Una pequeña batería de iones de litio de 0,8 kWh de capacidad alimenta el sistema eléctrico, que trabaja a 48V. A diferencia de otros sistemas Mild Hybrid, el Compass sí que puede moverse exclusivamente de manera eléctrica. Obviamente no da para mucho por su ‘modestia’ eléctrica, pero tiene beneficios extra. Inicia siempre la marcha en modo EV (eléctrico) y eso trae consigo un mayor refinamiento, sobre todo en ciudad. También ofrece una autonomía eléctrica suficiente como para circular en un garaje comunitario o estacionar, algo que agradecerán nuestros vecinos.
 
Jeep Compass e-Hybrid 2022, foto palanca del cambio
 
Eso sí, no podemos forzar el modo eléctrico por nuestra cuenta porque no hay un mando como tal. Lo gestiona siempre el propio vehículo y si no somos cuidadosos con el acelerador, o nos animamos con la velocidad (apenas 30 km/h), el motor térmico arrancará de inmediato. Por cierto, nos llama la atención que sí hay un mando que anula el funcionamiento híbrido del sistema. No entendemos bien su utilidad.
 
El generador eléctrico suele actuar como apoyo (la mayor parte de las veces) al bloque térmico. Y los 130 CV son suficientes para manejarse con cierta soltura, aunque los 1.575 kilos son un pequeño lastre a tener en cuenta en carretera a la hora de realizar adelantamientos.
 

Rendimiento del Jeep Compass e-Hybrid

El rendimiento digamos que es suficiente y punto. Alcanza los 193 km/h de velocidad máxima, acelera de 0 a 100 km/h en 10 segundos y recupera con cierta energía gracias a su transmisión automática. El cambio con doble embrague de siete relaciones es una opción más rápida y agradable que la empleada por otros rivales con variador continuo o engranajes planetarios (utilizados por Toyota). 
 
Este último es ideal en ciudad y una conducción tranquila, pero al incrementar el rendimiento es más desagradable y ruidoso. Por el otro lado no llega a la excelencia de modelos del Grupo Hyundai, por ejemplo. El cambio del Compass contempla una función secuencial, pero sólo en la palanca. No hay un programa deportivo ni un asistente de conducción al uso con varios perfiles de uso.
 
Jeep Compass e-Hybrid 2022, foto trasera
 
Durante la prueba el Compass 1.5 e-Hybrid ha consumido 6,3 litros de media, una cifra muy aceptable y algo superior a la homologada, que es de 5,9 litros cada 100 kilómetros. Y una vez recorridos un total de 369 kilómetros, 22 de ellos los hizo de manera exclusivamente eléctrica (sin contar el trabajo de apoyo al motor térmico).
 
Una de las pocas pegas de esta tecnología e-Hybrid es que no contempla tracción total ni ayudas off road, y eso capa de raíz su talante aventurero. Sí que ofrece una considerable altura al suelo para afrontar pistas de tierra sin problemas. Eso sí, los neumáticos 235/45 ZR 19 Michelin Pilot Sport4 (son opcionales) tienen un claro enfoque asfáltico. Y son en buena medida los encargados de que el agarre en curva y las distancias de frenado saquen buena nota.
 
En cualquier caso esta variante del Compass es mejor rodador de cara al confort que para hacer tiempos. Es más confortable que ágil, a pesar de que el tarado de la suspensión es tirando a firme. No hay soluciones adaptativas en los amortiguadores en un esquema totalmente independiente tipo McPherson en ambos ejes.
 
Esta versión con el exclusivo acabado Upland presume de una completa y avanzada dotación en materia de seguridad y presume de un nivel 2 de conducción autónoma gracias a su batería de asistentes ADAS.
 

Seguridad del Jeep Compass e-Hybrid

Así encontramos en su equipamiento de serie elementos como un control de crucero adaptativo con función de atascos, asistente de cambio de carril involuntario, luces de carretera inteligentes, frenada de emergencia automatizada, control de presión en los neumáticos, detector de fatiga, reconocimiento de señales, asistencia en carretera HAS, cámara trasera, climatizador bizona, acceso y arranque sin llave, faros LED, sensores de aparcamiento traseros, retrovisor interior fotosensible, ajuste lumbar eléctrico en el asiento conductor…
 
Jeep Compass e-Hybrid 2022, foto delantera
También destaca su dotación multimedia, gestionada en parte desde la pantalla táctil del salpicadero. Control por voz, Alexa de Amazón o actualizaciones automáticas del sistema multimedia aumentan su atractivo. El sistema multimedia Uconnect 5 es cinco veces más rápido que antes y es compatible con Android Auto y Apple CarPlay sin cable. 
 
 

Precio del Jeep Compass e-Hybrid y sus rivales

El Jeep Compass 1.5 e-Hybrid no inventa nada nuevo, pero el sistema híbrido de 48V sí que es capaz de impulsar el vehículo de manera exclusivamente eléctrica en determinados escenarios. Y eso no es lo habitual hasta ahora. Así incrementamos el refinamiento, recortamos algo el consumo y conseguimos la etiqueta medioambiental ECO. No contempla tracción total, pero está muy bien equipado en general, resulta amplio y muy confortable. El precio de esta versión Upland es de 44.700 euros.
 
Jeep Compass e-Hybrid 2022, foto interior
 
Entre sus rivales están el recién llegado Alfa Romeo Tonale, modelo con el que comparte la tecnología e-Hybrid. También se verá las caras con vehículos del calibre del Toyota C-HR, el Kia Niro, el Suburu XV o el Honda HR-V, todos ellos híbridos ya autorrecargables.
Autor:
10993
Publicado el: 19/06/2022

Contenidos relacionados a Jeep Compass

¿No es el coche que estabas buscando?
→ Encuentra la prueba que buscas pinchando aquí ←

Encuentra la prueba que buscas

Encuentra todas las pruebas que hemos publicado seleccionando marca y modelo.

Quizás también te interese

Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!