Inicio > KIA > Picanto > Pruebas y analisis > Kia Picanto, análisis de interiores
estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas

Kia Picanto, análisis de interiores

El cuidado en el diseño exterior de la segunda generación del Kia Picanto es una cualidad que también se ha buscado a la hora de realizar el interior. El conductor, al acceder al habitáculo, se encuentra en primer lugar con un volante que, a pesar de sólo contar con regulación en altura, tiene al menos una estética bastante cuidada en la que también hay lugar para ofrecer equipamientos como son los mandos en el volante o la apariencia de ser cuero cosido, aunque en realidad se trate de un normal volante de plástico -con tacto relativamente agradable, eso si-.

Kia Picanto, maletero

 
Igualmente agradable resulta encontrar un salpicadero en el que existen remates de diferentes colores para otorgar mayor alegría visual al conjunto. Para obtener una buena posición de conducción este Kia ofrece además regulación en altura del volante y también del asiento del conductor, pudiendo así a satisfacer a un gran número de usuarios independientemente de su talla. Frente al conductor tres relojes informativos con el velocímetro comandando en el centro nos darán a conocer la situación del cuentarrevoluciones, la velocidad y el consumo, contando con una pantalla digital para los datos del ordenador de a bordo.
 
En la zona central del salpicadero podremos saber también si los usuarios de las plazas posteriores están utilizando el cinturón o si llevamos desconectado el airbag del pasajero. El manejo del aire acondicionado, que no climatizador, está encomendado a tres mandos giratorios fáciles de usar y de buen funcionamiento. Dada la habitual tendencia a la mayor conectividad en el automóvil disponemos también de una toma de corriente de tipo mechero en la parte central inferior además de la que se ofrece en el mechero propiamente dicho que puede ser utiliizada para dichas tareas. Además, tenemos una toma USB y una toma auxiliar ubicadas igualmente en esta zona. Dos sujetavasos terminan de redondear una zona central aprovechada al máximo.
 

 

 
Contando con una homologación para cinco plazas, el Kia Picanto es un automóvil que, como mucho, está pensado para cuatro ocupantes. Como aspecto positivo tenemos un espacio trasero en el que dos ocupantes, aun siendo de tamaño grande, irán relativamente bien acomodados, aunque no dispondrán de elementos como el reposabrazos central o demasiado espacio longitudinal para las piernas.
 
Con un portón trasero limitado en tamaño y una boca de carga algo elevada, el Kia Picanto ofrece no obstante un maletero digno para su tamaño que puede ampliarse mediante asientos traseros abatibles asimétricamente para ofrecer un espacio de carga muy amplio y utilizable, pues queda prácticamente plano hasta las plazas delanteras. Como ya es casi norma en las últimas realizaciones el Picanto tiene, lamenteblemente, un kit antipinchazos en vez de una rueda de repuesto siquiera de emergencia.
 
Aquí tienes todos los artículos relacionados con la prueba del Kia Picanto:
 
 
 
67600
Publicado el: 14/01/2012
¿No es el coche que estabas buscando?
→ Encuentra la prueba que buscas pinchando aquí ←

Encuentra la prueba que buscas

Encuentra todas las pruebas que hemos publicado seleccionando marca y modelo.

Gestoría Online de Tráfico
Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!