Seat y Volkswagen, las marcas más demandadas en renting

Por Arturo Danielle

El renting ha experimentado un crecimiento al alza a lo largo de los últimos años. Cada vez son más las personas que deciden optar por esta alternativa por lo que el sector se ha convertido en una fuente de oportunidades no sólo para fabricantes, sino también para nuevas empresas especializadas que actúan como intermediarias en la formalización de este tipo de contratos o en la configuración de ofertas de renting.

Las marcas que poseen mayor presencia dentro del segmento del renting son Seat y Volkswagen. Ambas casas destacan especialmente sobre el resto de competidores. Fiat, Ford, Opel y Peugeot completan el ranking en términos de demanda. Los conductores españoles que se deciden por el modelo de suscripción en lugar de la adquisición tienen especial predilección por el renting Seat que, según datos proporcionados por ALD Automotive, aglutina más del 17,2% del total de contrataciones. De cerca le sigue la alemana Volkswagen, con un 9,4%. A nivel de modelo, las propuestas más buscadas son Seat Arona, León y Ateca. Mientras que en renting Volkswagen destacan especialmente los modelos Golf, T-Roc y Polo.

De acuerdo con el mismo estudio, existe una brecha de género en el segmento del renting. Esta modalidad acapara especialmente la atención del público masculino. La mayoría de asiduos continúan siendo hombres (la cuota se sitúa en un 70,7% frente a un 29,3% del público femenino). En términos de edad, este modelo de negocio funciona especialmente bien entre usuarios que se sitúan entre los 40 y los 60 años.

Aunque en ambos géneros Seat sigue coronando el ranking junto con Volkswagen, existen ciertas diferencias. Por ejemplo, la tercera alternativa más consumida por los hombres es Fiat mientras que en el caso de las mujeres es Opel. En términos de edad, los consumidores que poseen perfiles más senior (aquellos que nacieron a lo largo de la década de los años cincuenta) sienten especial atracción por el Seat Arona, el Peugeot 208 y el Volkswagen Golf.

Sin embargo, los perfiles más junior (aquellos que nacieron a lo largo de la década de los años noventa) optan con mayor asiduidad por alternativas de corte urbano como el Fiat 500, el Opel Corsa o el Volkswagen Polo. Uno de los principales reclamos de este tipo de propuestas son la agilidad, sus estructuras compactas y su asequibilidad.

De acuerdo con la información divulgada por la Asociación Española de Renting de Vehículos (AER), el sector está viviendo su época dorada. A pesar de que el sector del automóvil está viviendo un importante período de crisis e inestabilidad debido a la irrupción del Covid19, el renting no deja de crecer. Tan sólo en 2021 acumuló más del 25,05% del volumen de ingresos del sector, lo cual representa un crecimiento de casi un 5% (en 2020 la cuota se situaba en un 20,67% del total).

La industria del automóvil está pasando en líneas generales por un momento bastante crítico, sin embargo el sector de renting continúa creciendo. Por ejemplo, dentro del segmento de los pick ups y furgonetas la tendencia alcista ha sido de más del 30%. En la actualidad, uno de cada tres vehículos de este tipo es de renting. A lo largo de este período de incertidumbre dentro de la industria, el renting ha logrado afianzar posiciones. Sólo durante los primeros siete meses de 2021 anotó más de 164.012 automóviles en régimen de alquiler, es decir, un crecimiento del 43,96% con respecto al mismo período del año anterior. Al mismo tiempo, el mercado de la adquisición cayó en más del 31% con relación a 2019.

Aunque su popularización entre usuarios particulares se ha visto incrementada, si hay un espacio en el que goza de especial presencia es en el ámbito empresarial, donde aglutina un 39,88% de cuota de mercado. Además, se estima que la ratio de inversión ha crecido de forma llamativa: Tan sólo durante el año 2021, las empresas adquirieron 3.491 vehículos en régimen de renting. Un elevado volumen que representa un crecimiento del 50,60% en comparación con el año 2020, que registró un total de 2.318 millones de vehículos.

Pero, ¿a qué se debe este crecimiento tan llamativo en un período de tiempo tan reducido? Lo más probable es que la brecha de ascenso haya estado motivada por la incertidumbre de la coyuntura económica y social. El coronavirus y la electrificación han jugado papeles muy importantes. Por un lado, ha forzado a los empresarios y consumidores a pensar en el corto plazo por lo que en su mayoría han eludido la compra de un coche, sin duda, uno de los desembolsos más significativos a nivel doméstico. Por otro lado, el desconocimiento de las nuevas normativas y la imposibilidad de conocer con exactitud qué tecnologías serán aptas para la circulación en determinados espacios urbanos a medio plazo, ha hecho que la compra de nuevos automóviles quede relegada para más adelante.

Visitas: 598
Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!
elemento enviar consulta
Nuevo buscador de coches