Inicio > Renault > ZOE > Pruebas y analisis > Prueba express Renault ZOE ZE40
estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas

Prueba express Renault ZOE ZE40

Por Gregorio Arroyo

foto trasera renault zoe

La apuesta de Renault por los vehículos eléctricos es clara. Fue pionera en Europa y presume de atractivos números en este sentido, ya que uno de cada cuatro modelos de esa naturaleza que circulan por el Viejo Continente es de la marca francesa y  el Renault ZOE, con 50.000 unidades vendidas, es el líder en este sentido. En España estamos muy lejos de las cifras de otros países de nuestro entorno, en ventas y en infraestructuras, pero todo el mundo coincide en que el futuro será eléctrico y se anuncia que  en 2040 el 35 por ciento de los automóviles que se vendan lo harán con emisiones cero.

Los argumentos convencen cada vez más, sobre todo si tenemos en cuenta el incremento de la autonomía, el gran talón de Aquiles hasta ahora. ¿O ya no? El ZOE prácticamente ha duplicado este aspecto,  homologando hasta 400 kilómetros, una distancia que rebaja la ansiedad y que convierte a este modelo en la mejor opción si analizamos la relación autonomía-precio (Tesla supera la autonomía pero la factura se triplica).
 
foto logotipo renault zoe ze40
 
Hasta ahora el ZOE homologaba hasta 240 kilómetros de autonomía, pero la incorporación de una nueva batería incrementa la distancia hasta los mencionados 400, aunque la propia marca reconoce alrededor de 300 kilómetros en condiciones reales de tráfico urbano y extraurbano. El ZOE ZE 40 monta una batería de ion-litio, desarrollada en colaboración con LG, que presume de una capacidad de 41 kw/h. Mantiene las 192 celdas repartidas en 12 módulos de la variante conocida hasta ahora de 22 Kw/h de capacidad, pero se ha duplicado su eficencia gracias a dos soluciones.

foto batería ZE 40 renault zoe
 
En primer lugar se han replanteado las proporciones de los elementos químicos que entran en reacción; por otro se ha conseguido añadir un 10 por ciento de la materia activa de las celdas, reduciendo el espacio entre las celdas para que éstas sean más espesas. Y ojo porque el tamaño de la batería, ubicada entre ambos ejes y bajo el asiento trasero de nuestro protagonista, se mantiene tal cual en cuanto a tamaño. El único aspecto que varía, además de la capacidad, es el peso, que se incrementa en 22 kilos. También hereda el eficaz sistema de refrigeración de aire que mantiene su temperatura entre 15 y 28 grados centígrados aunque el termómetro exterior se desplome, vital en los duros inviernos de los países nórdicos.

También cien por cien Renault es el motor eléctrico síncrono con rotor bobinado R90, que eroga 92 caballos de potencia y 225 Nm de par máximo prácticamente desde el inicio de la marcha, la combinación de la unidad que hemos probado. Además, hay una segunda variante Q90 que rinde 88 CV (220 Nm). Para el cambio se recurre a una caja con una solo relación, como es habitual en este tipo de automóviles.
 
foto salpicadero renault zoe
 
Asimismo, se ha aprovechado la ocasión para actualizar los acabados, el equipamiento y  lanzar una nueva y exclusiva versión Bosé. Esta se viste con un único color gris rodio, se remata con tapicería de cuero en el interior, introduce asientos delanteros calefactados y presume de un equipo de sonido Bosé con siete altavoces, incluido un cajón de bajos ubicado en el maletero. Por cierto, el compartimento destinado al equipaje presenta un volumen más que aceptable, con 338 litros de capacidad.

**PAG**

Nos hemos desplazado hasta Lisboa para conocer a fondo esta última evolución del ZOE. Al iniciar la marcha nos llama al atención que, pese a estar a plena carga, la autonomía que marca en el cuadro de mandos es de 295 kilómetros. El motivo es que  el sistema goza de memoria y tiene en cuenta el tipo de conducción protagonizado en las últimas horas. Es cierto que pese a todo la ansiedad se reduce cuando vemos el logo ZE 40. Por delante tenemos un trazado variado, pero mayoritariamente por carretera, con constantes subidas y bajadas y cientos de curvas. Y para que no falte de nada nos acompaña la lluvia.
 
foto delantera dinámica renault zoe ze40
 
Dos personas por coche, con la climatización puesta, equipaje y sin demasiados miramientos hacia una conducción eficiente precisamente. Acelera de manera notable, firmando 13,2 segundos en el 0 a 100 km/h, y forzando a tope la velocidad máxima se limita a 135 km/h (141 en el marcador). Adelantamos vehículos sin reparos y comprobamos que presume de una estabilidad notable, pese a sus 1.480 kilos de peso en orden de marcha y a montar unos neumáticos Michelin Energy 195/55 R16, muy eficientes de cara al consumo pero no un prodigio de agarre.

Llegamos a nuestro destino tras recorrer 161 kilómetros y el consumo medio ha sido de 15,9 kwh. Hemos 'fundido' un total de 25 kwh de la batería y la autonomía todavía nos indicaba 101 kilómetros más. Al día siguiente el trazado es más corto, pero casi exclusivamente por autopista. Combinamos el modo de uso normal con la función ECO y aquí las cosas cambian un tanto. A velocidades constantes entre 90 y 120 km/h por autopista el consumo se dispara un tanto y en 87,7 kilómetros de recorrido consumimos un total de 17 kwh. Es el peor de los escenarios para un vehículo eléctrico, pero está claro que el nuevo ZOE nos convence. Ya no sólo 'sirve' para el día a día por la ciudad; también podemos afrontar retos interurbanos de mayor rango, como escapadas de fin de semana.

foto cuadro de mandos renault zoe
 
No hemos tenido ocasión de probar dos nuevas y atractivas aplicaciones para este modelo. Se trata de la localización de los puntos de recarga europeos desde el sistema de infoentretenimiento R-Link. La aplicación ZE Trip permite geolocalizar e identificar el tipo de punto de recarga para planificar el desplazamiento. Estará disponible en los primeros meses de 2017. Algo más tardará en llegar el denominado ZE Pass, que ofrece similares funciones pero desde nuestro smartphone o tablet, y nos permitirá pagar la recarga desde esos mismos artilugios.

El nuevo ZOE se comercializa con cuatro niveles de acabado. El de acceso se denomina Entry y sólo se ofrece con la variante de batería de 22 kw/h. Si apostamos por la nueva, con capacidad de 41 kw/h, los acabados serán Life, Intens y Bosé.  Además se puede optar por comprar o alquilar las baterías. En este segundo caso el precio varía en función del kilometraje anual que se vaya a realizar, pero a título orientativo podemos decir que si pactamos 7.000 kilómetros al año nos costará 59 euros al mes con la batería de 22 kw/h, y 69 euros con la de mayor capacidad. Y si un cliente actual del ZOE quiere incorporar la nueva batería, lo podrá hacer tras desembolsar 3.500 euros. Por cierto, la garantía de la batería en caso de compra es de ocho años o 160.000 kilómetros.

Estos son los precios del nuevo Renault ZOE.
 
 
42146
Publicado el: 16/12/2016
Tasamos y compramos tu coche
Compramos tu coche

 ¿No sabes de que año es tu coche?
 ▸ Calcúlalo a partir de la matrícula

¿No es el coche que estabas buscando?
→ Encuentra la prueba que buscas pinchando aquí ←

Encuentra la prueba que buscas

Encuentra todas las pruebas que hemos publicado seleccionando marca y modelo.

Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!