Inicio > Volkswagen > Scirocco > Pruebas y analisis > Volkswagen Scirocco TFSI DSG 200 CV
estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas

Volkswagen Scirocco TFSI DSG 200 CV

Conato de huracán

volkswagen scirocco


Procedente del Sahara, el Scirocco, llamado también en ocasiones Siroc, es un viento que se convierte en huracán al llegar al norte de África y el sur de Europa. De él tomó su nombre un cupé de Volkswagen que se produjo desde 1974 hasta primeros de los noventa y que estaba basado en las primeras generaciones del Golf. En su última versión, el primer Scirocco llegó a tener 139 CV compartiendo dicha mecánica con el primer Golf GTI 16V. El éxito del Scirocco lo hizo convivir algún tiempo con el Corrado, otro cupé de Volkswagen destinado en principio a sustituirle pero que no llegó a tener el éxito del primero.

Llegó así el Salón de Ginebra del 2008 y la presentación del nuevo Scirocco, que tomaba en esta ocasión la base de la sexta generación del VW Golf aunque se presentó antes que él. Su línea exterior parece la de un Golf de tres puertas aplastado, teniendo su mayor personalidad en la zona trasera, donde las protuberancias laterales imprimen, sin duda, una impactante imagen de poder.

(Vídeo con análisis de interiores)

 

Una vez dentro, el cuidado puesto en los detalles, sobre todo en los acabados superiores, permite a los ocupantes disponer de un habitáculo en el que se unen deportividad y exclusividad. En un cupé como el Scirocco el puesto de conducción cobra especial importancia. La posición es algo baja respecto a la carretera, con un volante en el que el aro tiene un grosor importante y dispone de un rebaje en la zona baja que se ha puesto últimamente de moda y a nosotros no nos convence. La botonería integrada en el mismo es bastante intuitiva para manejar teléfono y audio.

Los asientos están especialmente cuidados, con resaltes en los laterales que mejoran tanto confort como sujeción en el propio asiento y en el respaldo. Dichas características se extienden también a las plazas traseras, donde el espacio es justito para dos ocupantes, quedando estrecho si éstos son, como es nuestro caso, voluminosos. Además, dada la comentada cota de anchura, tampoco dispone de ningún apoyabrazos central. En el maletero, la altura de carga es muy elevada, probablemente causada por la búsqueda de una mayor rigidez del conjunto. La capacidad del maletero, con unos 300 litros, es adecuada para ser un cupé, contando con rueda de repuesto de emergencia.

Impulsado por el motor de dos litros TFSI de 200 CV en la versión probada, las sensaciones transmitidas a su volante son las de un verdadero deportivo. Su poderío mecánico puede poner en aprieto al tren delantero al aprovechar su potencial sobre suelos poco adherentes. En dichos momentos la intervención de la electrónica se hace imprescindible para domar a un automóvil muy temperamental.

En combinación con el cambio DSG y dotado de levas en el volante, la conducción del Scirocco se puede convertir en pilotaje si la zona y el conductor acompañan. Sobre carreteras viradas, la fuerza de la mecánica empuja al deportivo de Volkswagen de una a otra curva de manera contundente.

(Vídeo de la prueba dinámica)

Las levas en el volante cuentan con una buena disposición, con la derecha para aumentar marchas y la izquierda para reducirlas. En el propio cambio tenemos parking, marcha atrás, neutro, drive y sport. Al pasar a la derecha podemos aumentar marchas hacia delante y reducirlas hacia atrás. Esta disposición nos parece inadecuada, pues el verdadero pilotaje -que permite el Scirocco- "pide" bajar marchas hacia delante y subirlas hacia atrás. No obstante hay que reconocer que, una vez que existen levas en el volante, éstas son las que priman en conducción deportiva, dejando este amago de crítica como una pequeña anécdota.

Apoyado en un eje delantero con falso McPherson y triángulo inferior y en el eficaz multibrazo trasero, la estabilidad es sin duda uno de los puntos fuertes del Scirocco que, sin embargo, no perjudica al confort. Con el motor TFSI, además, los amantes de la mecánica sabrán apreciar el ronco sonido procedente del vano motor.


 


 

26575
Publicado el: 02/03/2009
¿No es el coche que estabas buscando?
→ Encuentra la prueba que buscas pinchando aquí ←

Encuentra la prueba que buscas

Encuentra todas las pruebas que hemos publicado seleccionando marca y modelo.

Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!