estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas

Peso y seguridad, desterrando falsos mitos

Mayor peso no significa más seguridad

Mayor peso no significa mayor seguridad en el automóvil

El peso es uno de los factores que más afectan a los vehículos, desde su seguridad activa y pasiva hasta sus prestaciones sin olvidarnos, por supuesto, del consumo. Muchos usuarios, desconocedores de esta inapelable realidad, todavía hablan de esos coches que "parecían tanques" y que para ellos eran perfectos en cuanto a seguridad, siendo este uno de los mitos más arraigados y falsosde cuantos existen sobre el automóvil.

Algún lector a estas alturas estará diciendo que un coche de mayor peso que tenga un accidente contra otro vehículo saldrá mejor parado, y no les faltará razón, pero será la única circunstancia favorable. Por eso es importante saber que de los más de 91.000 accidentes ocurridos en el 2014 en España según las estadísticas de la DGT, menos de un 3,2% fueron frontales, mientras que el porcentaje de accidentes entre vehículos que ocasionaron víctimas supone menos del 33% del total. Aun así, basta otro apunte para zanjar esta singularidad; el vehículo más seguro no es el que más proteje en caso de accidente, sino el que es capaz de evitar el accidente, y los coches más ligeros, como veremos a continuación, tienen grandes ventajas en este sentido.
 
Accidente entre dos coches, imagen lateral

Para realizar este análisisvamos a poner un ejemplo real de todo lo que comentamos, y en esta ocasión nos vamos a centrar en el nuevo Alfa Romeo Giulia, una berlina que acaba de ser presentada en sociedad y que ha hecho un importante esfuerzo precisamente en el aspecto de la reducción de peso, ofreciendo además una buena distribución del mismo para terminar de perfilar un producto redondo.
 
Eje de transmisión de carbono en el nuevo Alfa Romeo Giulia

La oferta mecánica básica del Alfa Romeo Giulia se concentra en una mecánica de dos litros de gasolina con 200 CV y en dos versiones del bloque 2,2 litros de gasóleo que se ofrece con 150 y 180 CV de potencia. Hemos dicho básica porque en lo más alto de la gama se situará el Quadrifoglio, que con su V6 de 2,9 litros de cilindrada ofrecerá 510 CV gracias a la sobrealimentación de dos turbos.

Aunque se trate de una berlina se han utilizado elementos ligeros para buscar la máxima reducción de peso. Así, se utiliza fibra de carbono para el eje de transmisión, mientras que capó, puertas, motor, suspensión e incluso pinzas de freno están realizados en aluminio. Con estas característicasse han conseguido varias ventajas de enorme importancia.

Comenzando por el consumo tenemos quela reducción de peso permite obtener importantes reducciones en este sentido, una realidad que se ve también ayudada por el buen coeficiente aerodinámico del conjunto. Como ejemplo baste decir que elAlfa Romeo Giulia 180 CV anuncia un consumo medio de 4,2 litros, mientras que el brutal Quadrifoglio se conforma con 8,5 litros a pesar de su gran potencia.
 
Cruzada Alfa Romeo Giulia

La transferencia de masas es un aspecto crítico en la conducción,y el hecho de contar con un peso contenido y una buena distribución del mismo permite que la dinámica del modelo sea más satisfactoria. Así, las inercias producidas al frenar y acelerar o al enlazar curvas se ven reducidas, motivo por el cual el Alfa Romeo Giulia también ha hecho un importante esfuerzo en este sentido.

Relación peso/potencia Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio
 
Otra característica destacable es la de la relación peso/potencia, que suele medirse en kilos por cara CV. Cuanto menor sea dicha cifra mayor capacidad tendrá el vehículo para ofrecer buenas aceleraciones y recuperaciones, redundando así en una mejora de la seguridad activa. En el caso del Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio hablamos de una relación peso/potencia que se sitúa en 3,1 kilos/CV.
 
Frenos del Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio

Pero hablando de seguridad activa uno de los elementos de mayor importancia está en la capacidad de frenada. Lógicamente, a menor masa del conjunto mayor facilidad se tiene para disminuir la velocidad del mismo. Si, además, contamos con discos que pueden ser cerámicos o de carbono como en el caso del Alfa Romeo Giulia, entonces estamos ante un sistema que permite transformar la energía cinética en calor de un modo más eficiente, consiguiendo con ello distancias de frenada más satisfactorias.

Como podéis ver,la reducción de peso es uno de los grandes avances de la industria de la automoción en la creación de modelos más seguros y eficientes, y el Alfa Romeo Giulia es un gran representante de esta tendencia.
 
Aquí tenéis un vídeo con todo lo anterior que echa por tierra el mito de que un coche pesado es un coche seguro, disfrutadlo.
 

 
Tasamos y compramos tu coche
Te compramos tu coche

 ¿No sabes de que año es tu coche?
 ▸ Calcúlalo a partir de la matrícula

Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!
Ver coches de segunda mano

Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros . Al continuar con la navegación acepta nuestra política de cookies. Aceptar