Inicio > Mercedes-Benz > Clase E > Pruebas y analisis > Mercedes Clase E Coupé 2017; prueba express
estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas

Mercedes Clase E Coupé 2017; prueba express

Por Gregorio Arroyo
 

 
En nuestra toma de contacto comenzamos con la versión diésel de acceso. Hace años hablar de versión de acceso con 194 caballos de potencia sería una herejía. Se trata de un propulsor de dos litros y cuatro cilindros en línea completamente nuevo que responde bien a la hora de recuperar desde bajo régimen gracias a los 400 Nm de par máximo disponibles desde 1.600 rpm. En modo Sport+ la respuesta es inmediata y si tenemos que poner algunas pega, quizás la rumorosidad no sea su principal virtud. Sube hasta las 4.000 vueltas sin vacíos de potencia y por las 'malas' alcanza los 242 km/h de velocidad máxima y acelera de 0 a 100 km/h en 7,4 segundos. El consumo medio homologado es de sólo 4,0 litros, pero a falta de realizar una medición más estricta, como dato comentar que no bajamos de los 6,5 litros.
 
En su dotación de serie la Clase E Coupé contempla la dirección Steer Control que le 'ìnsinúa' al conductor sobre qué dirección girar el volante con el fin de estabilizar el conjunto en caso de que la cosa se complique. También pudimos disfrutar del asistente Drive Pilot con el paquete de asistencia a la conducción, lo más parecido que conocemos a la conducción autónoma y que podemos montar por 2.529 euros extras.
 
En este caso afrontamos un largo recorrido por autopista. Activamos el Drive Pilot y automáticamente respeta las velocidades que fijan las señales de cada tramo así como la distancia de seguridad con respecto a otros vehículos. El sistema está activo hasta los 210 km/h. Al principio da vértigo comprobar que el vehículo vaya solo, afronte curvas no muy pronunciadas por sí mismo, respete la velocidad e, incluso, cambie de carril cuando activamos la palanca de la intermitencia y confirma, por medio de cámaras y radares, que puede hacerlo. Cuando pasa un tiempo prudencial el sistema avisa para que agarremos el volante; si no lo hacemos vuelve a recordárnoslo de una manera más costante y si no hacemos caso, frena con suavidad el vehículo hasta detenerse, ya que entiende que algo anormal le pasa al conductor.
 
 Mercedes Clase E Coupé 2017, foto trasera
 
Más tarde afrontamos un tramo de montaña de los que apetece con un vehículo como éste. Hemos cambiado de 'montura' hasta el extremo contrario. El E 400 4Matic cuenta con un propulsor 3.0 V6, el mismo que monta la versión AMG de la Clase E, aunque en el caso de nuestro protagonista la potencia se queda en 333 caballos. El sonido bronco y el efecto punta tacón en modo Sport+ que se produce al reducir de marcha nos avisan de que se trata de una variante deportiva y prestacional, como reflejan los 5,3 segundos que necesita para pasar de 0 a 100 km/h o una velocidad máxima limitada a 250 km/h.
 
Corre mucho y corre bien porque cuenta de serie con un aliado como la tracción total 4Matic, un plus en seguridad cuando llegan las curvas, y sin ceder agilidad. Tenemos que decir que la unidad también montaba la suspensión neumática Air Body Control, pero en cualquier caso sorprende la nobleza y estabilidad de un conjunto que pesa 1.845 kilos y que firma unas dimensiones considerables. Eso sí, nos quedamos muy lejos de los 8,1 litros que homologa de consumo.
 
Mercedes Clase E Coupé 2017, foto tecnología
 
Por último, comentar que la dotación en campos como la seguridad o la conectividad sencillamente abruma, aunque la mayor parte hay que pagarla en la carta de opciones. No lo tendremos que hacer por el detector de fatiga Attention Assist, un control de presión de los neumáticos, una cámara trasera o un sistema de aparcamiento automático que podemos realizar con el smartphone y desde fuera del vehículo. Sí que tendremos que desembolsar aparte por asistentes como el de frenado activo con función de cruce, el de maniobra evasiva que nos ayuda a estabilizar el vehículo tras unas esquiva, por la alerta de cambio involuntario de carril o por el control del ángulo muerto generado por los retrovisores.
 
La oferta en cuanto a conectividad e infoentretenimiento también brilla con luz propia. Desde el teléfono móvil podemos acceder a servicios y funciones que transforman el smartphone en una llave digital del vehículo, acceder a información del tráfico en directo o disponer de un asesor personal mediante el Mercedes me connect, servicio que permite disfrutar de una asistencia personalizada mientras conducimos, desde reservar una mesa hasta descargar puntos de interés o rutas en el navegador.
 
La nueva Clase E de Mercedes se ofrece con el acabado Avantgarde y en opción se puede elegir la atractiva AMG Line que remata el conjunto con una mayor deportividad.

PRECIOS
E 300                    58.500 euros
E 400 4MATIC        74.900 euros
E 220 d                 53.700 euros
89502
Publicado el: 12/03/2017
¿No es el coche que estabas buscando?
→ Encuentra la prueba que buscas pinchando aquí ←

Encuentra la prueba que buscas

Encuentra todas las pruebas que hemos publicado seleccionando marca y modelo.

Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!

Quizás también te interese