estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas

Volkswagen Golf GTI (I)

evolucion_golf_gti__11_.jpg

Mi experiencia con las siglas GTI del Golf comenzó cuando, con apenas dos años de carnet y la mínima experiencia de un conductor de veinte años de edad que no dispone de coche propio, mi padre decidió aportar el dineral que costaba el Golf GTI 16V (por entonces unos 2,4 millones de pesetas, y hablamos del año 1989). Me hubiera conformado con un coche de categoría inferior pero se trataba del Modelo que quería mi hermano mayor y, en teoría, pasaría a ser suyo -sustituyendo a un excelente Renault 11 turbo- una vez que yo me hubiera ido a estudiar al extranjero. Bueno, esa era la teoría, porque en la práctica no volví a irme (ya había estado fuera) y el Golf, que estaba a nombre de mi hermano, siempre fue mi coche.

Aquel Modelo era muy deportivo, de eso no hay duda, pero tenía graves inconvenientes. Los supuestos 139 CV de potencia de su mecánica estaban prácticamente todos por encima de las 4.000 rpm, el cambio tenía un funcionamiento indigno saliendo desde parado, los paneles interiores dejaban al descubierto grandes zonas de chapa, el equipamiento sólo contaba con elevalunas y cierre centralizado, debiendo pagar aparte por la dirección asistida, la radio, el aire acondicionado, los asientos deportivos Recaro o las llantas de aleación (nada de ello se encontraba en mi coche, claro). Por otra parte, la sonoridad mecánica en el interior me hizo pensar muchas veces en hacerme con el panel insonorizante del capó de la mecánica diésel. Con todo, la insensatez de mi juventud quedaba totalmente saciada cada vez que me adentraba en una carretera de curvas donde, a poco que uno supiera conducir un mínimo, el Golf aportaba grandes satisfacciones y permitía disfrutar de la conducción pura.

evolucion volkswagen golf gti

Por eso, cada vez que he tenido oportunidad de probar una nueva edición del GTI desde que comencé a probar vehículos allá por 1995 no lo he dudado ni un momento. Pero nunca volví a tener las mismas sensaciones al volante que me aportaba aquella Versión del Golf. Con la siguiente evolución, la Serie III, el GTI pasó a ser un Modelo cuya relación peso/potencia distaba seriamente de la que debía poseer un deportivo. Mejoró la respuesta en bajas al montar un dos litros en vez de un 1.8 pero, a pesar de ello, los tres CV más de diferencia resultaban claramente insuficientes para el Modelo en cuestión. El 16V tampoco fue la solución. Subía la potencia hasta los 150 CV y mejoraba también la respuesta en baja, pero las sensaciones de conducción seguían por debajo de la Versión precedente. Salió además al mercado el VR5, una Versión de cinco cilindros en V estrecha (15º) y 173 CV de potencia que mostraba una excelente capacidad prestacional pero no una faceta claramente deportiva.

Con la cuarta generación -si las cuentas no me fallan- llegó una novedad realmente transgresora, la incorporación de las siglas GTI a una mecánica de gasóleo. Era el 1.9 TDI en su Versión de 150 CV. Había pocos vehículos más "brutos" que aquel. La respuesta de un turbo de grandes dimensiones hacía que uno se pegara al asiento en casi cualquier marcha, resultando ser un Modelo muy esclarecedor -al igual que el León TDI de primera generación con igual mecánica- para todo aquel que diga que los diésel no son deportivos. Aunque las humaredas negras que soltaban las unidades de prensa llevaban a pensar que quizás tuvieran algún "truquito" en su gestión electrónica, la realidad del mercado convirtió a estos vehículos en verdaderas bestias negras de las carreteras. Pero, igualmente, la agilidad en carreteras de montaña quedaba nuevamente limitada por el peso del conjunto. Más potente pero también claramente más pesado fue el R32, un Modelo que probé a fondo y del que me enamoré por su sonido, por sus prestaciones -rondaba los 250 CV de potencia-, por su seguridad -disponía de tracción integral mediante diferencial Haldex- y por su confort de marcha, pero sus inercias en carreteras reviradas suponían, de nuevo, la parte menos favorable del conjunto.

Puedes continuar leyendo en estos dos posts:

Volkswagen Golf GTI (II)

Volkswagen Golf GTI (y III)

Visitas: 11528
Esta web no se hace responsable de los comentarios escritos por los usuarios. El usuario es responsable y titular de las opiniones vertidas. Si encuentra algún contenido erróneo u ofensivo, por favor, comuníquenoslo mediante el formulario de contacto para que podamos subsanarlo.

0 comentarios

Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!
elemento enviar consulta
Gestoria Online de Tráfico